Asilo

Según la ley de los EE. UU. las personas que huyen de sus países porque temen ser perseguidos pueden solicitar asilo. Si se les otorga asilo, esto les da derecho a permanecer en los Estados Unidos. El asilo es una forma de protección que permite que una persona permanezca en los EE. UU. en lugar de ser expulsada (deportada). Las dos formas de obtener asilo en los Estados Unidos son a través del proceso afirmativo y el proceso defensivo.

Obtener asilo en los Estados Unidos

Procesamiento afirmativo de asilo con USCIS
Cada año vienen personas a los Estados Unidos en busca de protección porque han sufrido persecución o temen que sufrirán persecución debido a:

  • Carrera
  • Religión
  • Nacionalidad
  • Pertenencia a un determinado grupo social
  • Opinión política

Si está buscando asilo en los Estados Unidos, debe solicitar asilo a través del proceso de asilo afirmativo. Para obtener asilo, debe estar físicamente presente en los EE. UU., independientemente de cómo llegó a los Estados Unidos. Debe presentar su solicitud dentro de un año a partir de la fecha de su última llegada a los EE. UU., a menos que pueda demostrar:

  • Circunstancias modificadas que afectan materialmente su elegibilidad para el asilo o circunstancias extraordinarias relacionadas con la demora en la presentación; y
  • La presentó dentro de un período de tiempo razonable dadas esas circunstancias.

Puede solicitar asilo afirmativo presentando el Formulario I-589. Si su caso no es aprobado y no tiene un estatus migratorio legal, emitirán un Formulario I-862 y referirán su caso a un juez de inmigración en la Oficina Ejecutiva de Revisión de Inmigración (EOIR). El juez de inmigración lleva a cabo una audiencia “de novo” del caso.

Si USCIS no tiene jurisdicción sobre su caso, la oficina de asilo emitirá un Formulario I-863, Notificación de remisión al juez de inmigración, para una audiencia de asilo solamente. Esto implica que el juez celebra una nueva audiencia y emite una determinación que es independiente de la decisión tomada por USCIS. Si esto se aplica a usted, consulte la sección “Procesamiento de asilo defensivo con EOIR”.

Puede permanecer en los Estados Unidos mientras USCIS procesa su Formulario I-589. Si se determina que usted no es elegible, puede permanecer en los Estados Unidos mientras un juez de inmigración escucha su caso. A los solicitantes de asilo no se les permite trabajar a menos que cumplan con criterios específicos.

Solicitud de asilo defensivo, está solicitando asilo para evitar la deportación de los Estados Unidos. Para ser elegible para el procedimiento de asilo defensivo, debe enfrentar un proceso de deportación en un tribunal de inmigración con la Oficina Ejecutiva de Revisión de Inmigración.

Las personas generalmente se colocan en un proceso de asilo defensivo de una de dos maneras:

  • El USCIS los remite a un juez de inmigración después de que se haya determinado que no son elegibles para asilo al final del proceso de asilo afirmativo, o
  • Están en proceso de deportación porque:
    • Fueron detenidos en los Estados Unidos o en un puerto de entrada de los Estados Unidos sin los documentos legales adecuados o en violación de su estatus migratorio; o
    • Fueron detenidos por la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de los EE. UU. (CBP, por sus siglas en inglés) tratando de ingresar a los Estados Unidos sin la documentación adecuada, fueron colocados en el proceso de deportación acelerada y se descubrió que tenían un temor creíble de persecución o tortura por parte de un oficial de asilo.

El juez escuchará los argumentos de las dos partes siguientes:

      • Usted (y su abogado, si está representado)
      • El gobierno de EE. UU. está representado por un abogado del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas de EE. UU.

El juez de inmigración luego decide si usted es elegible para asilo. Si el juez de inmigración lo encuentra elegible, le otorgará asilo. Si el juez de inmigración lo encuentra no elegible para asilo, determinará si es elegible para cualquier otra forma de alivio de la deportación. Si el juez de inmigración determina que no es elegible para otras formas de alivio, le ordenará que ser eliminado de Estados Unidos. Cualquiera de las partes puede apelar la decisión del juez de inmigración.

  • Ha sido perseguido o tiene un temor fundado de persecución si regresa a su país de origen debido a su raza, religión, nacionalidad, pertenencia a un grupo social en particular u opinión política. Visite www.visas.gov para obtener más información.

Una “posibilidad significativa” que puede establecer en una audiencia ante un Juez de Inmigración que sería objeto de tortura si regresara a su país.

Individuos que buscan asilo

Si dice que teme regresar, CBP lo detiene y le brinda información sobre el proceso de temor creíble. Después de que lo detengan, se le dará:

  • Una orientación al proceso de miedo creíble.
  • Una lista de proveedores de servicios legales gratuitos o de bajo costo.
  • Al menos 48 horas después de su llegada al lugar de detención antes de participar en la entrevista.
  • La oportunidad de renunciar al período de espera.

Es posible que no se le conceda asilo o retención de expulsión si:

  • Has perseguido a otros por motivos de raza, religión, nacionalidad, pertenencia a un grupo social en particular u opinión política.
  • Ha sido condenado por un delito particularmente grave.
  • Existen razones serias para creer que cometió un delito apolítico grave fuera de los Estados Unidos.
  • Ha participado en actividades terroristas, es probable que participe en actividades terroristas, ha incitado a actividades terroristas o es miembro o representante de una organización terrorista.
  • Estabas firmemente reasentado.
  • Hay motivos razonables para creer que usted es un peligro para la seguridad de los Estados Unidos.

 Xavier Law Firm recomienda que obtenga un abogado de inmigración que pueda guiarlo o guiarlo sin problemas a través del proceso de ASILO. Un abogado de inmigración no solo lo ayudará con información o lo guiará durante todo el proceso, sino que se asegurará de que cumpla con todos los requisitos necesarios para que pueda presentar su solicitud con éxito.

La información provista en este sitio web no constituye ni pretende constituir asesoramiento legal; en cambio, toda la información, el contenido y los materiales disponibles en este sitio son solo para fines informativos generales.
Artículos
Immigration: Lady scales of Justice in front of the American flag and a gavel

Abogado De Apelación De Texas

Abogado calificado en ley criminal puede atender a sus necesidades legales particulares, explicar la ley y representarlo en la corte.

Mandanos un mensaje

Cómo pedir asilo en los Estados Unidos

Sarah De Riseis

Sarah De Riseis

Abogada, especialista en Marketing Digital, Master Coach Ontológico y escritora

Muchas son las opciones que tienen ciudadanos extranjeros para regularizar su situación migratoria en los Estados Unidos, el asilo político es una de ellas y, por eso, se trata de un proceso muy demandado que -de ser aprobado- permite obtener la residencia permanente y más adelante la ciudadanía estadounidense

Ahora, ¿qué requisitos debe cumplir una persona para solicitar asilo político? ¿Quiénes califican y quiénes no? ¿Cuáles son los beneficios? En principio es fundamental saber que para que una persona pueda formalizar su solicitud de asilo político debe sufrir persecución por su raza, nacionalidad, posición política, religión o por ser miembro de un grupo social específico. Dicha persecución tiene que ser demostrada para dar continuidad al proceso. 

En general, ganar un caso de asilo político no es tarea sencilla, por lo que se requiere buscar asesoría legal para evitar mayores inconvenientes. Lo más recomendable es que en caso de no aplicar para el asilo, la persona busque otras opciones que puedan garantizar su permanencia legal  en los Estados Unidos. 

¿Cómo se obtiene asilo en Estados Unidos? 

Existen dos modalidades para obtener el asilo: el Proceso Afirmativo y el Proceso de Defensa de Asilo.

Proceso afirmativo para obtener asilo 

Mediante el primero es necesario que la persona se encuentre en territorio estadounidense. La solicitud debe efectuarse en el lapso de un año teniendo en consideración el último ingreso al país. Esta solicitud se formaliza ante el Servicio de Ciudadanía e Inmigración de Estados Unidos (USCIS) con el Formulario I-589

De acuerdo con el sitio web de USCIS, si el caso de asilo es negado y la persona no tiene estatus legal, USCIS pasará el caso a un juez de inmigración, quien se encargará de tomar la decisión de abrir un proceso de deportación. 

Los solicitantes podrán estar en los Estados Unidos durante el trámite en USCIS. En caso de que sea encontrado “inelegible”, también el solicitante podrá seguir en el país mientras su trámite es atendido por el juez de inmigración. Es importante aclarar que en su mayoría los solicitantes de asilo no cuentan con la autorización para trabajar en territorio estadounidense. 

Proceso de defensa de asilo

La segunda modalidad es el Proceso de Defensa de Asilo, para el que es necesario que la persona se encuentre en proceso de remoción ante la Corte de Inmigración. 

Estos casos son vistos por los jueces de inmigración a modo de confrontación, por lo que son escuchadas las dos partes: el solicitante y su abogado así como el representante del gobierno de Estados Unidos. 

Será el juez de inmigración quien decide si el ciudadano es elegible o no para el asilo político. Dependiendo de esa decisión se presentan estos escenarios: que resulte elegible y, por tanto, obtenga el asilo político, o que se considere inelegible y que entonces el juez verifique si el solicitante aplica a otras opciones que le permitan evitar la remoción. En caso de que resulte inelegible será el juez quien  se encargue de tomar la decisión de su deportación de los Estados Unidos

¿Cuáles son los beneficios del asilo político? 

La autorización que permite trabajar en los Estados Unidos es uno de los principales beneficios de obtener el asilo político, aunque la persona no cuente con el Documento de Autorización de Empleo

Otro de los beneficios es la Tarjeta de Seguro Social que se otorga a las personas una vez que son asilados. Esta tarjeta no tendría ningún tipo de restricciones. 

El asilo para la familia también podría ser gestionado a través del estatus de asilado para el cónyuge o hijos que eran parte de la solicitud de asilo. 

Para quienes tengan aprobado el asilo político, pasado un año de su estancia en los Estados Unidos, podrán formalizar la solicitud de Residencia Permanente. Para ello será necesario el Formulario I-485  por el solicitante y sus familiares que también buscan Residencia Permanente. 

En su condición de asilado, el ciudadano extranjero puede obtener ayuda de organizaciones que cuenten con el auspicio de la Oficina de Reasentamiento de Refugiados. Atención médica, ayuda financiera, aprendizaje del inglés y preparación para el trabajo, son parte de los servicios que le podrían ser facilitados. 

El hecho de obtener el asilo político también requiere tener en consideración aspectos especiales a la hora de salir de los Estados Unidos. Por eso, los asilados que deseen hacerlo deberán notificarlo previamente a través del “Documento de Viaje de Refugiados”. 

Todo asilado igualmente deberá notificar a USCIS el cambio de su domicilio. Esto podrá hacerlo mediante una llamada telefónica al 800-375-5283, de la herramienta de “Cambio Electrónico de Dirección” o al presentar el Formulario AR-11, que sería la “Tarjeta de Cambio de Dirección de Extranjero” 

En caso de que el destino del viaje sea el país de origen es fundamental que el asilado tenga en cuenta que debe hacerlo con mucha prudencia porque ¿quién que haya sido perseguido por su raza, opinión política, religión o por ser parte de un grupo social específico querrá volver a su país? Esto podría ser visto como un fraude por parte de Estados Unidos. 

¿Cómo funciona el permiso de trabajo para los asilados? 

Solicitud de asilo y permiso de trabajo son dos trámites que no se pueden hacer al mismo tiempo. En todo caso, el asilado podrá formalizar su autorización de trabajo 150 días después de hacerla y si todavía no se ha decidido nada sobre dicha solicitud. 

Ocurre todo lo contrario si ya se aprobó el asilo, puesto que en ese caso la persona podrá trabajar de inmediato, de manera tal que el permiso de trabajo es considerado uno de los grandes beneficios del proceso de asilo político. Es importante aclarar que tanto para la solicitud de asilo en general como para la autorización de empleo no es necesario cancelar una tarifa. 

La gran ventaja de todo esto es que el permiso de trabajo para los asilados funciona perfectamente para quienes tengan aprobada su solicitud de asilo político. 

“En general, ganar un caso de asilo político no es tarea sencilla, por lo que se requiere buscar asesoría legal para evitar mayores inconvenientes.”

¿Por qué se niega el asilo político? 

Cada vez más aumenta el número de ciudadanos extranjeros que deciden pedir asilo político, lo cual es motivado por la situación en sus países. Esto ha llevado a muchos a hacer la solicitud aún cuando no reúnen los requisitos para ser elegibles y, por eso, se les niega el asilo. 

Será un juez el encargado de tomar esa decisión y el abogado a cargo del caso podrá apelar en el transcurso de 30 días, periodo en el que el solicitante puede permanecer en los Estados Unidos. 

El asilo puede ser negado debido a incongruencias en la representación legal. También ocurre con mucha frecuencia que los ciudadanos extranjeros son engañados con la idea de que sí califican para el asilo cuando realmente no es así. Como consecuencia se niega la solicitud de asilo y si la persona no está legal debe enfrentarse a un proceso de deportación. 

Algunas de las razones por las que se niega el asilo político son las siguientes: 

  • Por no reunir los requisitos necesarios que aplican al asilo político. 
  • Por incumplir los lapsos para formalizar la solicitud a su llegada al país. 

Hay que dejar claro que una vez que la solicitud es negada, sólo si el solicitante cuenta con estatus legal, podrá seguir igual en el país. No obstante, si su situación migratoria es irregular, el USCIS remite el caso a la Corte de Inmigración que es el ente encargado de abrir un proceso de deportación. 

¿Qué pasa durante el proceso de deportación?

Cuando una persona enfrenta la deportación debe tener en consideración:  

  • Que es posible que sea detenido por el Servicio de Inmigración y Control d Aduanas de Estados Unidos por tiempo prolongado y sin tener la opción del pago de la fianza. 
  • La persona tendrá derecho a un abogado, sin embargo, debe pagar por el mismo. 
  • En caso de que la persona implicada no acuda a una audiencia ante la Corte de Inmigración, igualmente podrá ser deportado aún sin estar presente. Si la decisión es la deportación, el juez procederá con o sin la persona. 

Sin embargo, no todo es negativo. Aunque la persona se encuentre indocumentada podrá valerse de algunos recursos para apelar ese proceso de deportación. Entre esos recursos figuran los indultos ante la Corte de Inmigración, la cancelación de deportación para no residentes, la cancelación para residentes permanentes, mociones, juicios de fianza, ajuste de estatus y demás opciones. 

¿Quién puede ayudar en estos casos? Sin duda, un abogado de inmigración que sea experto e y que haya ganado casos de este tipo ante la corte estadounidense.

Ganar el asilo político 

Todos sabemos que ganar el asilo político no resulta para nada sencillo, puesto que es fundamental contar con los argumentos de rigor para obtenerlo así como conocer muy bien el caso y sus opciones. Hay que recordar que de eso dependerá la aprobación o negación del asilo y la estabilidad migratoria del solicitante. De ahí que se trate de un proceso riguroso que debe contar con la asesoría legal adecuada. 

Hay que tener en consideración que cualquier cantidad de personas hacen sus solicitudes y, teniendo en cuenta la información aportada, entonces se procede a la aprobación o negación. 

También es importante destacar que el asilo político debe ser asumido como un proceso riguroso que requiere ser llevado como tal, aún cuando algunos pueden creer lo contrario. No hay que olvidar que reunir los requisitos es el primer paso para aplicar al asilo. 

Tal como lo aclara USCIS en su sitio web, el asilo es una manera de protección para quienes cumplen con la definición de refugiado y se encuentren en suelo estadounidense. Es una solicitud que puede hacerse sin tener en cuenta el estatus migratorio actual y el país de origen. 

Otro dato es que es posible incluir en la solicitud al cónyuge y los hijos que estén Estados Unidos mientras se toma la decisión sobre el caso. Que sean solteros y menores 21 años es el requisito para poder incluir a los hijos.

¿Buscas solicitar asilo político o estás a la espera de la decisión final? Cualquiera que sea tu caso, debes tener presente que someterse a un proceso de asilo político puede llevar a las personas a la angustia y desesperación, por lo que se recomienda actuar con celeridad hasta que el trámite finalice. 

Asilo político en 2019

Si algo tenemos claro sobre la administración Trump es su dura política migratoria, que hoy afecta a millones de ciudadanos extranjeros que se van a Estados Unidos en busca de mejores condiciones de vida. 

Esa política ha estado dirigida a evitar la ola migratoria en el país y cada vez son más las restricciones. Respecto a las solicitudes de asilo político, en julio pasado el gobierno estadounidense anunció que aquellos migrantes que hayan tenido escala en un tercer país antes de su llegada a los Estados Unidos no podrán ser elegibles para el asilo. 

Apenas se dio a conocer la medida, organizaciones como ACNUR se pronunciaron por considerar que limita “excesivamente” el derecho que tienen los ciudadanos a solicitar el asilo político. 

A juicio de ACNUR, quienes deciden dejar sus países de origen lo hacen por razones de persecución y no por razones económicas. “Muchos de ellos huyen de la violencia horrorosa de bandas brutales y necesitan protección internacional”, señaló el organismo. 

Por su parte, Amnistía Internacional enfatizó que con esta medida el gobierno de Estados Unidos solo busca frenar “las últimas formas legales y seguras” que tienen quienes salen de sus países para conseguir apoyo en territorio estadounidense. 

Debido a ésta y otras políticas, la Organización de las Naciones ha puesto su mirada en Donald Trump por no cumplir los compromisos internacionales sobre el tema migratorio. 

Esta medida se suma a las que en los últimos años se  han llevado adelante para evitar la llegada de migrantes. Restricciones y trabas centran la política del gobierno estadounidense en el país con mayor cantidad de población de inmigrantes. 

Ahora, ¿influirá esta medida en la aprobación de asilos políticos? ¿Continuarán las restricciones?

Más información...

Síganos en redes sociales

Contáctenos

Ya sea que usted, un conocido, o un familiar suyo necesite ayuda o asesoría en materia de inmigración, o quizás  sea víctima del sistema judicial, nosotros podemos y deseamos ayudarle. Recuerde:

Nuestra Misión es Protegerle